Como puede que ya sepa si me lee habitualmente, no me gustan demasiado los teléfonos móviles, ya que creo que su abuso perjudica a las relaciones entre las personas.

Pero lo cierto es que tienen una ventaja fantástica: nos permiten escuchar la música más bella mientras caminamos por el campo, por la playa o simplemente por el parque.

Por supuesto es maravilloso escuchar los mil y un sonidos de la Naturaleza o incluso el silencio… Pero también lo es escuchar la pieza “El Moldava” del gran compositor checo Bedřich Smetana desde la cima de una montaña con un majestuoso mar de nubes a sus pies.

Le dejo aquí el enlace para que lo pueda disfrutar, pero le recomiendo que no abandone la lectura de este texto, ya que ¡aún tengo muchas más sorpresas agradables que compartir con usted!:

Cuando era más joven ya se podía escuchar música mientras se caminaba, utilizando para ello los walkmans. Sin embargo, el sonido era mediocre, las pilas se gastaban rápidamente y había que rebobinar la cinta. Ahora, gracias a Youtube y a otras plataformas, es posible utilizar el teléfono móvil para disfrutar de un variado repertorio musical de grandes artistas, de manera gratuita y con un sonido magnífico. ¡Cómo han cambiado las cosas!

De hecho, ahora uso el móvil por la noche para relajarme. Y es que proporciona un gran placer escuchar música sabiendo que no se molesta a nadie, incluso si duerme a nuestro lado.

Además, la música es un excelente somnífero. Pero, eso sí, hay que elegir la canción adecuada, una que realmente relaje: un ritmo demasiado suave no tendrá suficiente influencia para calmar los nervios, mientras que una música demasiado estimulante conseguirá el efecto opuesto al deseado.

Una canción para cada estado de ánimo

Si se encuentra muy nervioso o siente ansiedad, le recomiendo una canción que le ayude a alejarse de su tormento. Las composiciones del renacentista Giovanni Palestrina son muy adecuadas en este sentido. Desde que suenan las primeras notas, se tiene la impresión de ser transportado hacia el cielo (puede escucharlo aquí :

Con un poco de imaginación, sentirá que se encuentra a millones de kilómetros de su casa y de sus problemas, casi entre los ángeles. ¿Nota como su alma se apacigua?

Otras canciones que también producen esta sensación son las de Roland de Lassus (también llamado Orlando di Lasso:

o las del compositor español Tomás Luis de Victoria:

Lo curioso de estos temas, que tanta paz transmiten, es que han sido especialmente compuestos para el “descanso del alma”, es decir, para los difuntos. Sin embargo, no se percibe tristeza en ellos, sino calma y sosiego.

Si, por el contrario, se siente relajado pero presiente que va a permanecer despierto durante un buen rato, le recomiendo escuchar una sonata en modo menor de Schubert:

También son muy convenientes los Nocturnos de Chopin, con un nombre muy apropiado ya que se aprecian especialmente en la oscuridad de la noche. Le invito a disfrutarlos en una interpretación de la gran pianista Brigitte Engerer:

Seguro que se acaba quitando los auriculares enseguida, ¡porque se irá adormilando!

Y para cuando está tenso sin motivo aparente son muy efectivas algunas recopilaciones de “música especial para dormir” subidas a internet por internautas desinteresados.

Estas incluyen sonidos increíblemente relajantes, como el mar o el canto de los pájaros, acompañados de flauta, piano:

El único inconveniente es que puede que usted tenga la impresión de estar en un ascensor o en el hall de un hotel…

La opción de la pastilla… y sus riesgos

Escuchar este tipo de música es, en mi opinión, una muy buena opción para relajarse y dormirse. Sobre todo si con ello evita tener que consumir esas típicas “pastillas para dormir” tan nefastas para la salud…

Según un estudio del Instituto Nacional de Salud e Investigación Médica de Francia (INSERM) los fármacos para dormir pueden empeorar los síntomas de la enfermedad de Alzheimer y acelerar su evolución. (1)

Así, el uso de benzodiacepinas durante tres meses o más estaría asociado a un mayor riesgo (hasta un 51%) de desarrollar alzhéimer en personas mayores de 65 años.

Además, este riesgo aumentaría aún más con la prolongación de la toma. Es decir, que cuanto más tiempo tome somníferos mayor será su riesgo de padecer alzhéimer.

Otro estudio, en este caso americano, concluyó que los somníferos se asocian a un riesgo de muerte en torno a cuatro veces superior al de las personas que no los toman. (2)

Según esta investigación, las pastillas para dormir pueden aumentar también el riesgo de suicidio y el de sufrir accidentes de tráfico, entre otros. Pero es que tomar estos fármacos, en especial las benzodiacepinas, puede aumentar además el riesgo de cáncer hasta en un 35%.

Por ello le aconsejo que siempre que pueda cambie los somníferos por la música. Esta, además, ¡reducirá su riesgo de padecer patologías cardíacas!

Para terminar le dejo una última propuesta musical, especialmente recomendada por el Dr. Michel de Lorgeril, prestigioso cardiólogo clínico de la Facultad de Medicina de Grenoble (Francia):

Ya me dirá si estas bellas canciones le han ayudado a conseguir un sueño reparador y a evitar los efectos secundarios de los somníferos.Fuentes:

  1. Yo-El S., Ju M.D., Jennifer S. et al., “Sleep quality and preclinical Alzheimer Disease”, JAMA Neurol., 2013 May 1, 70 (5) : 587-593. 
  2. Daniel F. Kripke, Robert D. Langer, Lawrence E. Kline, “Hypnotics’association with mortality or cancer: a matched cohort study”, BMJ Open, 2012, 2.