Tan malo como no tener tiempo libre, lo es tener demasiado

Compartir

Ojalá tuviera más tiempo libre”. Quién no ha pronunciado estas palabras en alguna ocasión, sintiéndose saturado o incluso estresado por todo lo que exige el actual ritmo de vida. Ahora bien, tener demasiado tiempo libre puede ser tan malo como no tener el suficiente.

Así lo asegura el equipo de investigadores que acaba de publicar un estudio sobre estrés, tiempo libro y bienestar(1). Esta conclusión la han obtenido a partir de encuestas realizadas a más de 21.000 estadounidenses, a los cuales se les pidió que detallaran lo que habían hecho en las últimas 24 horas, indicando en cada caso cómo había sido su sensación de bienestar.

Observaron así que este aumenta a medida que lo hace el tiempo libre del que se disponga pero, ¡ojo!, solo hasta cierto punto. En concreto, empieza a ser visible a partir de las 2 horas diarias y, si ese tiempo libre se prolonga más de 5 horas, el bienestar comienza a ser sustituido por estrés. La razón estaría, según los investigadores, en que el exceso de tiempo libre afecta al estado de ánimo porque hace que la persona se sienta menos productiva. En definitiva, interesa contar con un tiempo libre de entre 2 y 5 horas diarias.

Consejo de Salud en 1 Minuto: Si de pronto se encuentra con mucho tiempo libre y no quiere sufrir el posible estrés asociado, es importante fijarse nuevos propósitos y objetivos. Pero también lo es aprender a controlar esos posibles pensamientos rumiantes que surgen cuando no se está ocupado y, para ello, le interesa seguir los consejos que aquí se detallan.

Fuentes:

  1. Sharif, M. A., Mogilner, C., and Hershfield, H. E. “Having too little or too much time is linked to lower subjective well-being”. Journal of Personality and Social Psychology. 2021.

Comentarios 0 comentarios