La relación entre un desequilibrio de la microbiota y el desarrollo de patologías de toda índole ha sido constatada por numerosos estudios. Y, del mismo modo, se ha confirmado que los probióticos (microorganismos que ayudan a mantener el equilibrio de la flora intestinal) ayudarían en el tratamiento de esas enfermedades. Ahora un grupo de expertos ha concluido que también tienen un papel clave en el tratamiento de las patologías neuropsiquiátricas(1).

Así, tanto la toma de probióticos como de prebióticos (microorganismos que estimulan el crecimiento y la actividad de los probióticos) favorece el tratamiento de todo tipo de trastornos psiquiátricos y enfermedades mentales: trastornos bipolares, estrés postraumático, depresión, epilepsia…

El documento, en el que se han evaluado numerosos estudios centrados en este tema, así como la experiencia obtenida en los tratamientos de esas patologías, ha sido elaborado conjuntamente por la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica (SEPB), la Sociedad Española de Neurología (SEN) y la Sociedad Española de Microbiota, Probióticos y Prebióticos (SEPyP).

Consejo de Salud en 1 Minuto: Además de para el tratamiento de enfermedades neuropsiquiátricas, los probióticos también interesan en caso de diabetes, trastornos gastrointestinales, para reforzar el sistema inmunitario… Conozca más sobre los múltiples beneficios de estos potentes microorganismos en este texto.

Fuentes:

1. “Documento de Consenso sobre la microbiota y el uso de probióticos/prebióticos en patologías neurológicas y psiquiátricas”. Coordinadores: Mónica De la Fuente del Rey (SEMiPyP), Ana González-Pinto (SEPB) y Francisco Carlos Pérez Miralles (SEN) 2021.