Juegue a esto con sus nietos para mejorar el rendimiento de su cerebro (¡a ellos les encantará!)

No es la primera vez que se analizan desde un punto de vista científico los efectos de los videojuegos sobre el cerebro. Estudios previos ya habían confirmado que favorecen la atención y la memoria, así como las habilidades visoespaciales (es decir, la capacidad de analizar y manipular objetos en la mente). Pues bien, ahora una nueva investigación(1) ha señalado que los videojuegos de acción también ayudan en la toma de decisiones y mejoran las habilidades cognitivas.

El estudio contó con 47 personas, la mitad de las cuales jugaban a videojuegos durante al menos 5 horas a la semana. Pues bien, los investigadores observaron que los integrantes de este grupo fueron más rápidos y precisos a la hora de responder a una serie de preguntas en las que debían decidir qué hacer ante ciertas situaciones.

Según los responsables, esta mayor capacidad de tomar decisiones se debe a pequeños cambios que se producen en los nodos y redes neuronales gracias a una mayor actividad cerebral. En otras palabras: jugar a videojuegos con cierta frecuencia mejora la actividad cerebral en general, lo que también permite preservar la autonomía a medida que se envejece.

Eso sí, la clave para obtener estos beneficios es la moderación. Y es que si se juega demasiado puede conllevar una adicción que acabe afectando negativamente al cerebro, sobre todo si este aún se encuentra en fase desarrollo, como ocurre con los niños.

Consejo de Salud en 1 Minuto: Hacer ejercicio es otra manera, muy saludable, de prevenir el deterioro cognitivo. Y este deporte en concreto es el que mejores resultados ofrece según una reciente investigación.

Fuentes

1. Jordan T, Dhamala M. “Video game players have improved decision-making abilities and enhanced brain activities”. Neuroimage Rep. 2022.


Comentarios 0 comentarios