Confirmado: estos fármacos antidiabéticos se asocian a un mayor riesgo de fracturas óseas

Compartir

Un estudio que pretendía arrojar luz sobre los potenciales efectos secundarios de un fármaco recetado contra la diabetes, el denominado “inhibidor del co-transportador sodio-glucosa-2 (SGLT-2)”, ha terminado probando que este y otros medicamentos con el mismo uso aumentan el riesgo de sufrir fracturas óseas(1)

En concreto, el SGLT-2 es un fármaco comúnmente prescrito en caso de diabetes con afectación renal debido a que reduce la reabsorción de glucosa por parte de los riñones y ayuda a controlar los niveles de azúcar en sangre. Y asimismo últimamente se está empleando mucho para el tratamiento de la insuficiencia cardíaca tanto en pacientes diabéticos como no diabéticos.

Pues bien, desde antaño algunos ensayos clínicos de gran envergadura lo habían relacionado con un notable incremento en el riesgo de fracturas óseas. Para corroborar definitivamente o desmentir tal extremo, un nuevo estudio(1) lo ha comparado con otro fármaco usado también frente a la diabetes, el inhibidor de la dipeptidil peptidasa (DPP-4)-, el cual no se habían relacionado anteriormente con este tipo de roturas. 

Sin embargo, esta investigación ha arrojado unos resultados sorprendentes y con toda probabilidad muy diferentes a los que se esperaba. Y es que se produjeron 342 fracturas al cabo de medio año y 689 fracturas pasado un año entero sin que hubiera diferencias entre los grupos que tomaron uno y otro fármaco. Además, tampoco hubo variaciones entre los pacientes que sufrían o no una función renal disminuida, dolencia que ya de por sí se asocia a un mayor riesgo de sufrir fracturas.

Es decir, que ambos medicamentos aumentan el riesgo de sufrir fracturas óseas en caso de diabetes, incluso si ese incremento es menor de lo que se creía inicialmente en el caso del SGLT-2.

Nota de Salud en 1 Minuto: Hace poco tiempo que la ciencia ha confirmado lo que nosotros llevamos años diciendo: que la diabetes puede no solo frenarse, sino también revertirse. Y que las medidas más eficaces para lograrlo NO son los medicamentos. Son estas.

Fuentes

1. Andrea Cowan, Nivethika Jeyakumar, Yuguang Kang, Stephanie N. Dixon, Amit X. Garg, Kyla Naylor, Matthew A. Weir and Kristin K. Clemens. CJASN May 2022, CJN.16171221.


Comentarios 0 comentarios