Para prevenir el alzhéimer, luchando contra el deterioro cognitivo, nada mejor que apostar por los flavonoides, unos antioxidantes increíblemente beneficiosos para la salud del cerebro. Y para saber qué alimentos los contienen… ¡solo tiene que fijarse en los colores de las frutas y las verduras!

Los flavonoides son una amplísima familia de pigmentos (existen más de 5.000 variedades) responsables de dar esos colores tan llamativos a los vegetales. Así ocurre, por ejemplo, con las flavonas que tiñen de amarillo o naranja algunas frutas como los cítricos o verduras como los pimientos, y con las antoniacinas que colorean de rojo, violeta e incluso azul los rábanos, la col morada, los arándanos… 

Precisamente estas variedades son las que más contribuyen a reducir el riesgo de alzhéimer, según un reciente estudio(1) que ha contado con más de 67.000 personas de 50 años de media. En concreto, consumir alimentos ricos en flavonas está asociado a un 38% menos de riesgo de sufrir esa enfermedad neurodegenerativa, mientras que con las antocianinas es de un 24% menos. 

Consejo de Salud en 1 Minuto: Aportar color y nutrientes saludables a sus platos, ¡qué maravillosa forma de cuidarse! Eso sí, para disfrutar de su sabor le recomendamos que apueste por vegetales procedentes de cultivos ecológicos. Si quiere saber por qué le decimos esto, lea el siguiente texto sobre los tomates y “otras pesadillas” del verano.

Fuentes: 

Changzheng Yuan, Hui Chen, Yamin Wang et al.: “Dietary carotenoids related to risk of incident Alzheimer dementia (AD) and brain AD neuropathology: a community-based cohort of older adults”. The American Journal of Clinical Nutrition. 2021.