Ojo con estas 6 causas de hipertensión, sorprendentes pero muy reales

Existen ciertos factores de riesgo alejados del ámbito cardiovascular que también pueden implicar o empeorar la presión arterial alta. Descubra 6 causas poco conocidas y demostradas científicamente.

Es bien sabido que la hipertensión puede estar causada por la sal, el estrés, el abuso de alcohol…

A este respecto, resulta muy tentador querer encontrar un culpable concreto, pues parece que al identificarlo es más fácil comprender qué es lo que realmente sucede.

Pero lo cierto es que esto no siempre es tan sencillo.

Por ejemplo, se estima que el 95% de los casos de hipertensión tienen un origen desconocido, mientras que solo el 5% restante se deben a causas concretas.

En estas situaciones, tratar ese factor específico permitiría solucionar el problema.

Ahora bien, hay que aceptar que nuestro cuerpo es una gran máquina, muy compleja, formada por sistemas que se adaptan constantemente al entorno.

Y por esta razón existen ciertos factores alejados del ámbito cardiovascular que también pueden implicar o empeorar una presión arterial alta en cualquier persona.

En concreto, mucha gente desconoce los 6 factores que se detallan en este texto, demostrados científicamente.

¡Puede que algunos -sino todos- le sorprendan!

6 factores poco conocidos que aumentan la presión arterial

1.   La soledad

Un equipo de la Universidad de Chicago (Estados Unidos) ha encontrado por primera vez una correlación entre la soledad y la hipertensión. (1)

Durante 5 años los investigadores realizaron un seguimiento a 229 personas de entre 50 y 68 años que aseguraban sentirse solas.

Pues bien, 2 años después del inicio del estudio se observó un incremento de la presión arterial entre los participantes, la cual siguió aumentando hasta 4 años más tarde.

Y, si la soledad enferma, la compañía es el antídoto. De hecho, se sabe que las personas que tienen amigos cerca y que cuentan con apoyo social no experimentan ningún aumento de la presión arterial (este vínculo en concreto es de los más beneficiosos para la salud).

De ahí la importancia de reservar parte de nuestro tiempo para pasarlo con amigos y familiares, así como para promover y crear nuevos vínculos.

Esta es la mejor manera de alejar ese sentimiento de soledad, una auténtica epidemia (aquí descubrirá algunos datos sobrecogedores sobre ella y sus consecuencias).

2.   Los jacuzzis y las saunas

Por muy apetecibles que resulten en según qué ocasiones, lo cierto es que estas prácticas pueden llegar a ser auténticos “venenos” para las arterias.

A este respecto la Asociación Estadounidense del Corazón (AHA, por sus siglas en inglés) desaconseja el uso de jacuzzis y de saunas. Y también la práctica del bykram (como se conoce al yoga caliente, realizado en una sala a 40º C). (2)

La razón es que estas actividades, realizadas en ambientes muy cálidos, hacen que los vasos sanguíneos se dilaten.

Hay que tener especial cuidado con las saunas y las clases de bykram, en las que es más difícil controlar la temperatura.

En cuanto a los jacuzzis, asegúrese de que la temperatura está ajustada hasta un máximo de 28° C. Asimismo, no es recomendable estar más de media hora seguida.

3.   Algunos medicamentos muy comunes

La toma de ciertos fármacos puede aumentar la presión arterial.

Y algunos de ellos, además, son analgésicos de venta libre cuyo consumo es bastante habitual, como por ejemplo el paracetamol o el ibuprofeno. Así, un estudio publicado en Archives of Internal Medicine ha concluido que tomar estos fármacos con frecuencia incrementa la probabilidad de tener presión arterial alta entre un 34 y 38%. (3)

4.     La apnea del sueño

La apnea del sueño es un trastorno por el que se producen pequeñas pausas en la respiración mientras se duerme, lo que altera el descanso y provoca ronquidos e hipertensión.

Esto último se debe a que, cuando se interrumpe la respiración, el nivel de oxígeno en el cuerpo disminuye.

Y, si ese menor nivel de oxígeno es frecuente, se produce una liberación de hormonas del estrés que hace que aumente el ritmo cardíaco y la presión arterial.

Pero, por si esto fuera poco, debe añadirse el detalle de que la apnea del sueño es una de las patologías que más tarda en diagnosticarse.

Algunos síntomas que alertan de este trastorno son, por ejemplo, roncar muy fuerte o despertarse cada mañana sintiéndose agotado, incluso si se ha dormido durante toda la noche (si cree que este es su caso, le interesa lo que aquí le contamos).

5.     Las constantes visitas al baño, especialmente por la noche

Un grupo de investigadores japoneses concluyó que las personas que se despiertan a menudo para ir al baño (nicturia) tienen un 40% más de riesgo de padecer hipertensión. (4)

Esta relación parece lógica, ya que la necesidad de orinar está asociada a muchos mecanismos del organismo.

Por ejemplo, puede deberse a un aumento en la retención de agua del cuerpo, pero también a un incremento en el nivel de sal. Y ya ha visto que este último es un importante factor de tensión arterial alta.

Y 6: ¡También la ira causa presión arterial alta!

Un grupo de científicos estadounidenses quiso comprobar qué emociones influyen más en la presión arterial.

Para ello hicieron que algunas personas experimentaran diferentes emociones al interactuar con sus seres queridos: miedo, tristeza, felicidad e ira. (5)

Pues bien, al comparar las reacciones de los participantes normotensos con las de los hipertensos, observaron que estos últimos eran mucho más sensibles a las emociones de ira de quienes les rodean. Y que con el tiempo esto contribuía al aumento de la tensión arterial.

Este descubrimiento supone un gran avance en la búsqueda de tratamientos más específicos para bajar la tensión arterial, enfocados sobre todo en el entorno social de los pacientes.

El objetivo es ayudarles a protegerse de la ira de los demás.

Un nuevo ejemplo, en definitiva, de la necesidad de aplicar enfoques globales para tratar problemas de salud concretos que, además, pueden tener un origen insospechado.

Fuentes

  1. “Feeling lonely adds to rate of blood pressure increase in people 50 years old and older”. Science Daily. 2010.
  2. Getting Active to Control High Blood Pressure, American Heart Association.
  3. Study finds painkillers raise blood pressure. Archives of Internal Medicine. Reuters.
  4. Trips to the toilet at night are a sign of high blood pressure. According to results from the Watari study presented at the 83rd Annual Scientific Meeting of the Japanese Circulation Society.
  5. Examining the link between blood pressure and emotions. Annals of Behavioral Medicine. 2022.

Comentarios 0 comentarios