Las probabilidades de sufrir un infarto se multiplican por seis a la semana siguiente de que se haya producido una infección por gripe, al existir una relación directa entre el virus de la gripe y el infarto.

Para llegar a estas conclusiones se realizó el seguimiento de 19.729 canadienses con una media de edad de 77 años que habían sido infectados por el virus de la gripe entre los años 2009 y 2014. Comprobaron así que 332 de ellos fueron hospitalizados por un infarto agudo de miocardio, y que a la semana siguiente de que se confirmara la infección por gripe los ataques al corazón fueron significativamente más frecuentes.

Según los investigadores la relación entre gripe e infarto podría explicarse porque la infección desencadena procesos inflamatorios y vasoconstrictores que acaban afectando al sistema cardiovascular. Pero además también aumenta la activación de las plaquetas, pudiendo conllevar la formación de trombos que degeneran en un síndrome coronario agudo.

Advierten así que el riesgo de sufrir un infarto a raíz de haber sido infectado por la gripe es especialmente alto entre las personas de edad avanzada. Y lo peor es que otros virus aparte del de la gripe podrían ocasionar los mismos resultados.

Por todo ello, la prevención sigue siendo la medida más eficaz para evitar esta situación entre los grupos de alto riesgo.

El consejo de Salud en 1 minuto: Lejos de acudir masivamente a la vacunación, que ya se ha demostrado no es todo lo efectiva que debería ser, existen otras medidas más efectivas y sobre todo saludables: lavarse las manos con frecuencia, ventilar los espacios cerrados con frecuencia, revisar los sistemas de climatización del trabajo y el coche y fortalecer su sistema inmunitario a través de una alimentación adecuada.

Fuente: Jeffrey C. Kwong, Kevin L. Schwartz, Michael A. Campitelli, Hannah Chung, Natasha S. Crowcroft, Timothy Karnauchow, Kevin Katz, Dennis T. Ko, Allison J. McGeer, Dayre McNally, David C. Richardson, Laura C. Rosella, Andrew Simor, Marek Smieja, George Zahariadis and Jonathan B. Gubbay: “Acute Myocardial Infarction after Laboratory-Confirmed Influenza Infection”. The New England Journal of Medicine. 2018