Consígala aquí y sin receta 

La DHEA se ha convertido en los últimos años en un fenómeno social porque se ha demostrado que tomarla en forma de complemento tiene unos efectos antienvejecimiento sorprendentes.

Hoy voy a explicarle qué hay de cierto (¡le adelanto que mucho!) y por qué, y también le daré algunos consejos esenciales que debe tener en cuenta. Sobre todo, me voy a centrar en esos impactantes efectos antiaging, aunque tiene otros beneficios que también le contaré.

Qué es la DHEA

D-H-E-A: esas cuatro letras corresponden a la dehidroepiandrosterona, una hormona esteroide que producen de forma natural nuestras glándulas suprarrenales (que están situadas justo encima de los riñones) a partir del colesterol.

Es un precursor para la síntesis de otras hormonas, incluyendo la testosterona y el estrógeno. La máxima secreción de DHEA se produce alrededor de los 21 años, y va disminuyendo naturalmente con la edad. Así, a los 50, esta tasa es la mitad de lo que era a los 20 años, y la caída en su producción es del 90% a los 75 años.

Que la DHEA disminuye con la edad es algo natural… ¡pero se puede solucionar!

¿Se imagina lo que significaría borrar las arrugas de su rostro?

¿Sentir su piel más tersa e hidratada y su pelo más fuerte?

¿Borrar las manchas producidas por el sol?

¿Rejuvenecer, en general, su cuerpo por dentro y por fuera?

Pues ahora puede hacerlo.

Afortunadamente, hoy día es posible reproducir en el laboratorio la estructura exacta de sus moléculas a partir de una fuente tan natural como las plantas.

Cuáles son las señales que indican un déficit de DHEA

Basta con que se mire al espejo. El déficit de esta importante hormona se manifiesta en forma de una ligera hinchazón de la cara, pesadez en los párpados, cabello seco y quebradizo…

En las mujeres, estas manifestaciones a menudo se acompañan de celulitis en los muslos o en el vientre, estado de ánimo triste, falta de libido y deseo sexual, así como fatiga continua y sin explicación.

Esta disminución del nivel de DHEA, unida al estrés, las dietas insanas, el abuso de dulces o de alcohol, el tabaco y todo lo que induce a un estrés oxidativo, acelera el proceso del envejecimiento.

El déficit de DHEA hace que indudablemente se tenga un aspecto más avejentado, que puede evitarse con un suplemento de esta hormona a partir de los 40.

También se benefician de sus propiedades las personas mayores y las que sienten cansadas, así como quienes tienen un sistema inmunológico debilitado.

DHEA procedente de las plantas

La DHEA es una sustancia producida por nuestras propias glándulas, es decir, que no es un medicamento. Actualmente, para conseguirla a partir de las plantas lo que se hace es reproducir la estructura exacta de sus moléculas.

El mejor proceso para hacerlo es el conocido como “semisíntesis”. Consiste en extraer de una fuente vegetal (la Dioscorea villosa, o ñame silvestre) diosgenina, una molécula de la familia de las sapogeninas esteroides. (1)

Esta molécula también puede extraerse de otras fuentes vegetales, pero el ñame es el que contiene más cantidad y de mejor calidad. La diosgenina viene a ser la materia prima de la DHEA. A continuación, se somete a ciertas transformaciones enzimáticas para convertirse en la verdadera molécula de DHEA.

Pero antes de que salga corriendo a comprarla, quiero darle algunos consejos para que elija la mejor DHEA que puede encontrar en el mercado.

Y es que las enzimas capaces de realizar esta transformación de diosgenina en DHEA no son sintetizadas por el cuerpo humano. Es decir, tomar diosgenina sin modificar no es lo mismo que tomar DHEA.

Si en la etiqueta del producto solo aparecen los términos “DHEA natural” o “precursor de DHEA”, no se moleste en comprarla, pues no tiene ningún efecto en el organismo.

Como siempre, y como especialista independiente en complementos nutricionales, yo siempre procuro darle las pautas necesarias para que pueda adquirir los complementos en su proveedor de confianza. Pero, al igual que haría un buen amigo, ¿por qué no hablar de productos concretos si puedo compartir con usted mis “hallazgos”?

Por eso, hoy quiero hablarle de la DHEA de Solbia, un laboratorio con un catálogo de productos de enorme calidad y con mucha experiencia en hormonas. Además, sus productos tienen un precio muy ajustado.

Si quiere ir echando un vistazo o pedirla directamente, puede hacerlo aquí.

Cómo actúa la DHEA en su organismo

Le dije que me centraría en su efecto antienvejecimiento (que va más allá de lo puramente estético, aunque sin duda esto es lo más destacable).

Así, la DHEA actúa en varios niveles y ayuda a neutralizar algunos problemas ligados al envejecimiento. Estos son algunos de sus efectos:

  • Mayor definición del ángulo de la cara y de los párpados.
  • Cabello más fuerte y menos quebradizo.
  • Reducción de las manchas de la piel causadas por la exposición al sol.
  • Desaparición de las arrugas y mayor hidratación debido al aumento de la producción de lípidos.
  • Piel más densa y menos frágil gracias al fortalecimiento de las células de queratina.
  • Incremento de la producción de colágeno y melanina.

Como ve, un auténtico efecto antiaging… (2)

También actúa sobre los huesos y las articulaciones en varios frentes, sobre todo los ligados al envejecimiento, estimulando el proceso de reparación y el desarrollo de las articulaciones, los tendones y los músculos y ayudando a prevenir y combatir la osteoporosis mediante el aumento de la densidad mineral ósea (especialmente en el caso de las mujeres a partir de la menopausia). (3)

La DHEA también beneficia al sistema inmunológico hasta el punto de optimizar el efecto de las vacunas (en particular la de la gripe) y tiene una potente acción cognitiva al estimular el funcionamiento neurológico. Además, ayuda a reducir la grasa corporal y fortalecer los músculos, mejorando la relación masa grasa/masa magra, y también ayuda a mejorar la vida sexual. (4) (5) (6) (7) (8) (9)

Por si fuera poco, protege el sistema cardiovascular (dilatación de las arterias coronarias), el páncreas (regulación de la insulina y de la absorción de los azúcares), actúa como antiinflamatorio y está indicada para luchar contra la diabetes tipo 2 y el colesterol malo.

Interesante, ¿verdad?

Cuál es la dosis ideal de DHEA

Son muchos los beneficios asociados a la DHEA y además no es necesario tomar grandes dosis de este precursor hormonal para obtenerlos. Y es que más no siempre significa mejor, y en el caso concreto de esta hormona, esta regla se cumple a rajatabla.

Como ya hemos visto, la producción natural de DHEA disminuye conforme van pasando los años. Por eso tiene sentido que, en función de su edad, deba tomar una dosis mayor o menor de DHEA. Otro factor que influye es el sexo (los hombres precisan más testosterona), y por eso la dosis es diferente para hombres y mujeres.

La del laboratorio que le recomiendo tiene la ventaja (además de su altísima pureza, del 99,2%, y su asequible precio) de trabajar con diferentes dosificaciones de DHEA precisamente para adaptarse a cada necesidad. Tome nota de estas dosificaciones:

  • Si es usted mujer y tiene menos de 50 años deberá elegir una dosificación de 10 mg o de 25 mg (dependiendo de sus necesidades y del estado de su organismo) y tomar una única cápsula por las mañanas.
  • Si es usted mujer y tiene más de 50 años puede optar por una dosis de 25 mg o de 50 mg (siempre dependiendo de las necesidades de su organismo) y tomar una única cápsula también por las mañanas.
  • Si es usted hombre y tiene menos de 50 años deberá tomar dos cápsulas de 25 mg, una por la mañana y otra por la noche.
  • Si es usted hombre y tiene más de 50 años, tome dos cápsulas de 50 mg, una por la mañana y otra por la noche.

¿Es imprescindible que la prescriba un médico?

En absoluto.

Como le dije, la DHEA no es un medicamento, sino un precursor hormonal que su propio organismo fabrica. La que yo le estoy recomendando se elabora a partir de una planta y se toma en unas cantidades que garantizan su eficacia a la vez que su seguridad.

Si desea comprobar en su propia piel los resultados de esta “hormona de la juventud”, puede pedirla aquí.

No renuncie a las propiedades antiedad de la DHEA.

 

 

P.D.: Las hormonas en dosis equilibradas no representan ningún riesgo para la salud, pero están contraindicadas en mujeres embarazadas o lactantes, en niños y adolescentes y en personas con cáncer benigno o dependiente de hormonas (próstata, mama u ovarios). En el resto de los casos, coménteselo a su médico para que lo tenga en cuenta. Rejuvenezca su organismo por dentro y por fuera aquí.

 

Fuentes:

  1. C. María Esther González Vega. El Ñame (Dioscorea spp.). Características, usos y valor medicinal. Aspectos de importancia en el desarrollo de su cultivo. cultrop vol.33 no.4 La Habana oct.-dic. 2012
  2. Rutkowski K1, Sowa P, Rutkowska-Talipska J, Kuryliszyn-Moskal A, Rutkowski R. Dehydroepiandrosterone (DHEA): hypes and hopes. Drugs. 2014 Jul;74(11):1195-207. doi: 10.1007/s40265-014-0259-8
  3. Labrie F, Diamond P, Cusan L, Gomez JL, Belanger A, Candas B (1997) Effect of 12-month dehydroepiandrosterone replacement therapy on bone, vagina, and endometrium in postmenopausal women. J Clin Endocrinol Metab 82:3498–3505
  4. Niekerk JK, Huppert JA, Herbert J. Salivary cortisol and DHEA: association with measures of cognition and well-being in normal older men, and effects of three months of DHEA supplementation. 2001;26:591–612. doi: 10.1016/S0306-4530(01)00014-2.
  5. Davis SR, Shah SM, McKEnzie DP, et al. Dehydroepiandrosterone sulfate levels are associated with more favorable cognitive function in women. J Clin Endocrinol Metab. 2008;93:801–808. doi: 10.1210/jc.2007-2128.
  6. Niekerk JK, Huppert JA, Herbert J. Salivary cortisol and DHEA: association with measures of cognition and well-being in normal older men, and effects of three months of DHEA supplementation. 2001;26:591–612. doi: 10.1016/S0306-4530(01)00014-2.
  7. Rutkowski K1, Sowa P, Rutkowska-Talipska J, Kuryliszyn-Moskal A, Rutkowski R. Dehydroepiandrosterone (DHEA): hypes and hopes. Drugs. 2014 Jul;74(11):1195-207. doi: 10.1007/s40265-014-0259-8
  8. Pluchino N1, Drakopoulos P2, Bianchi-Demicheli F2, Wenger JM2, Petignat P2, Genazzani AR3 Neurobiology of DHEA and effects on sexuality, mood and cognition. J Steroid Biochem Mol Biol. 2015 Jan;145:273-80. doi: 10.1016/j.jsbmb.2014.04.012. Epub 2014 Jun 2.
  9. LA DHEA L’hormone du mieux-vivre. La lettre du docteur Thierry Hertoghe, Président de l’Association mondiale de médecine anti-âge 28 MARS•2015