En caso de fractura ósea es fundamental conocer el nivel de rigidez del hueso regenerado para asegurarse de que el paciente está completamente recuperado o si, por el contrario, necesita seguir con rehabilitación. Y precisamente para ello un equipo de investigadores ha desarrollado un método de lo más preciso(1).

El sistema combina varias de las técnicas empleadas hasta ahora para analizar la osteogénesis del hueso, es decir, el proceso de regeneración ósea que tiene lugar de manera constante a lo largo de toda la vida. De este modo pueden saber con precisión el estado del hueso y prevenir el riesgo de sufrir una nueva fractura.

Consejo de Salud en 1 minuto: En su estrategia para prevenir el riesgo de facturas no pueden faltar la actividad física (para asegurar la correcta osteogénesis del hueso) y una alimentación antiinflamatoria (rica en vegetales y legumbres) apoyada en complementos multivitamínicos que incluyan magnesio, zinc, silicio y vitaminas C, D, B6 y K.

 

Fuentes:

  1. Juan Mora‐Macías, Miguel Ángel Giráldez‐Sánchez, Melchor López et al.: “Comparison of methods for assigning the material properties of the distraction callus in computational models”. International Journal for Numerical Methods in Biomedical Engineering. 2019.