El 27% de los pacientes con encefalitis por virus del herpes simple (VHS) acaba desarrollando más adelante una encefalitis autoinmune. Los responsables de ello, según los investigadores(1) que han llegado a esta conclusión, son los anticuerpos neuronales.

Este estudio surgió a raíz de descubrir que, cuando algunos pacientes ya se habían recuperado de una encefalitis herpética (que supone una infección grave del sistema nervioso central), si sufrían una recaída esta solía ser en forma de encefalitis autoinmune.

Lo que ocurre es que la infección cerebral debida al VHS origina una respuesta inmunitaria contra algunas proteínas del cerebro (especialmente los receptores NMDA, presentes en las sinapsis neuronales y que forman parte de las principales funciones cerebrales -conducta, razonamiento, memoria…), lo que origina graves alteraciones que pueden desencadenar una encefalitis autoinmune.

Por tanto, resulta fundamental detectar estos anticuerpos neuronales ante una encefalitis herpética para prevenir así el riesgo de recidivas y complicaciones.

 

Fuentes:

  1. Thaís Armangue, Marianna Spatola, Alexandru Vlagea, Simone Mattozzi, Marc Cárceles-Cordon, Eloy Martinez-Heras et al.: “Frequency, symptoms, risk factors, and outcomes of autoimmune encephalitis after herpes simplex encephalitis: a prospective observational study and retrospective analysis”. The Lancet. 2018.