Prepare un protector de estómago natural, fácil ¡y delicioso!

Compartir

Si la acidez suele darle guerra tras las comidas copiosas y, por tanto, es un clásico de sus navidades, déjese de protectores estomacales y antiácidos de síntesis y tome buena nota de estas cantidades e indicaciones:30 g de flores de manzanilla alemana.

  • 30 g de flores de manzanilla alemana.
  • 30 g de frutos de anís estrellado.
  • 20 g de raíz de regaliz.
  • 20 g de hojas de menta piperita.
  • 5 g de sumidades floridas de ajenjo.

Vierta 1 cucharadita colmada de la mezcla en una taza de agua hirviendo, deje en infusión durante 10 minutos y después filtre, antes de beber. ¡Listo!

Con 2 ó 3 tazas al día, preferiblemente antes de las comidas, conseguirá que la acidez le dé una tregua (en caso de necesidad, puede extender la cura hasta 3 semanas). Pero ¿a qué se debe la excepcional eficacia de esta combinación?  Precisamente al efecto sinérgico de las diferentes plantas. Por un lado, la capacidad antiinflamatoria y como tonificante estomacal de la manzanilla y del anís estrellado. Por el otro, la acción emoliente del regaliz y la tonificante de la menta piperita y el ajenjo sobre otros órganos también directamente vinculados con la digestión, como por ejemplo el hígado.

Consejo de Salud en 1 Minuto: Por sencilla que sea esta receta, a veces una tisana no es lo más cómodo (si comemos fuera de casa, por ejemplo). Sin embargo, eso no es excusa para no recurrir a soluciones eficaces, que se apoyan en el poder terapéutico de las plantas y que puede tomar en apenas un segundo. Este es un muy buen ejemplo de ellas.


Comentarios 0 comentarios