Childhood Solid Tumor Network es el nombre de la base de datos de tumores que ha desarrollado un hospital de Estados Unidos para que científicos de todo el mundo puedan compartir sus avances sobre tumores infantiles y, de este modo, surjan nuevas terapias efectivas para acabar de una vez por todas con el cáncer infantil.

La base de datos consta actualmente de 100 modelos diferentes de tumores obtenidos a partir de biopsias para conseguir células cancerosas humanas que luego eran trasplantadas en ratones. De este modo se puede estudiar la evolución del tumor directamente en el animal, ya que conserva las características celulares que se observarían en el desarrollo del tumor en una persona.

Esta técnica permite que los investigadores puedan realizar mayores avances en su campo, ya que toda la información contenida en la base de datos está disponible de manera gratuita. De momento se han beneficiado de ella 120 grupos de investigación pertenecientes a 11 países de todo el mundo.

 

Fuente: Childhood Solid Tumor Network. St. Jude Children’s Research Hospital.