Un reciente estudio de la Universidad de Harvard (Estados Unidos) alerta de que el cambio climático está aumentando la concentración de mercurio en el pescado(1). El mercurio es un elemento que existe en el planeta de forma natural, pero en los últimos años su nivel se ha disparado como consecuencia de los vertidos industriales, así como por el aumento de la temperatura del mar.

Esto hace que al aumentar la concentración de mercurio en el pescado, a la larga también afecta a las personas que lo consumen. Y es que numerosos estudios han demostrado que el exceso de mercurio tiene efectos neurotóxicos.

La investigación recopiló los informes de más de 30 años sobre las concentraciones de mercurio en diferentes zonas del océano Atlántico, y sus conclusiones son dramáticas: entre los años 1970 y 2000 el nivel de este tóxico en el pescado ha aumentado un 23%.

 

Fuentes:

  1. Amina T. Schartup, Colin P. Thackray, Asif Qureshi et al.: “Climate change and overfishing increase neurotoxicant in marine predators”. Nature. 2019.