Reciba nuestro e-letter gratuito

Descubiertos nuevos beneficios del ayuno

Compartir

Por primera vez se ha analizado el efecto del ayuno sobre el organismo a nivel molecular(1), lo que ha permitido descubrir nuevos beneficios de esta estrategia. Para ello un grupo de voluntarios siguió durante 1 semana un ayuno bastante intenso, pues solo ingirieron agua, y fueron constantemente monitoreados para registrar cualquier posible cambio.

Se observó así que a los 3 días el cuerpo pasó de usar la glucosa como principal fuente de energía a la grasa almacenada, lo que ofreció un rápido efecto adelgazante. De hecho, los participantes perdieron de media 5,7 kg de grasa. Y entre esa grasa perdida estaba la denominada “grasa blanca”, que es la grasa propiamente dicha, y supone entre el 20-25% del peso del cuerpo, siendo responsable directa del sobrepeso. Y también la conocida como “grasa marrón”, que es la propia de los músculos, ya que es la que forma parte del tejido adiposo que interviene en la termorregulación del cuerpo.

Ahora bien, cuando finalizó la semana de ayuno los participantes recuperaron la grasa marrón perdida, pero no la blanca. Según los responsables, esto se debe a que ese ayuno prolongado induce cambios metabólicos que promueven una pérdida de grasa más efectiva, pues afecta especialmente a la grasa blanca. Y esto es lo que contribuye a que no se recupere el peso perdido.

Pero aún hay más. Los investigadores observaron que ese ayuno también conllevó una mayor concentración de las proteínas que intervienen en el sistema inmune y en la salud cardíaca en general, lo que permitió reforzar ambos sistemas. Y lo mismo ocurrió con las que sirven de soporte a las neuronas, lo que favoreció un mejor rendimiento cognitivo.

Secretos de Nutrición

El ayuno que se realizó en esta investigación es el más intenso, ya que no se ingiere ningún alimento, y por ello debe realizarse bajo supervisión médica. Ahora bien, existen otros tipos de ayuno más sencillos y fáciles de seguir, que también reportan innumerables beneficios. Aquí puede conocer sus claves para adaptar esta estrategia nutricional a su estilo de vida. 

Fuentes

  1. Pietzner, M., Uluvar, B., Kolnes, K. J. et al.: “Systemic proteome adaptions to 7-day complete caloric restriction in humans”. Nature Metabolism. 2024.

Comentarios 0 comentarios